Champions League

Falta de respeto

live_goles_champions_1

Foto AFP

El Liverpool goleó al Barcelona 4-0 en Anfield y accedió a la final de la Champions League.

El conjunto de Klopp fue avasallante ante un Barcelona desconocido.Con un arranque a puro vértigo, el equipo inglés llegó al gol tras un error de Alba que tomó Henderson internándose en el área  y culminó Origi atendiendo un rebote de Ter Stegen.

El local mantenía la dinámica y pese a que el Barca tuvo sus oportunidades no pudo evitar la avalancha en el complemento. Barcelona estaba dormido, sin reacción y desatendidos del juego quedando de manifiesto en un insólito cuarto gol.

A Valverde se le vino encima los recuerdos de Roma tirando por la borda la diferencia lograda en casa. Liverpool no contaba con Salah , ni con Firmino, dos bajas sensibles. Sin embargo, el equipo inglés conservó su ímpetu y convicciones. Origi respondió con dos goles y Wijnaldum, quien ingreso por Robertson hizo lo propio con otro doblete.

Cada gol del Liverpool era un golpe certero a las aspiraciones blaugranas. Nuevamente Alba tuvo implicancias en el segundo Red. El lateral español perdió el balón ante Alexander-Arnold y su centro fue conectado por Wijnaldum enviando la pelota al fondo de la red. Dos minutos después volvió a convertir, esta vez de cabeza.

Los jugadores del Barcelona se miraban buscando respuestas. El dueño de casa gozaba del protagonismo y se sabía ganador. Con la concentración puesta en el juego, aprovechó otra siesta de la visita. Alexander-Arnold rápidamente lanzó un córner y Origi pisando el área chica estampó el 4-0 final con total libertad. Nadie marcaba, apenas se percataron de la soledad del delantero cuando ya estaba gritando la sentencia.

Liverpool se ganó el boleto a otra final. Nunca bajó los brazos y siempre mantuvo viva la chance de remontada sin medir a quien tenía enfrente. Por su parte, al Barcelona le queda una nueva enseñanza y aspirar a lograr la Copa del Rey.

Anuncios
Estándar
Champions League

La Champions de Messi

Bb2bM76pQ_1256x620__1

Messi lo hizo una vez más. Marcó dos goles en una nueva noche estelar. Reuters

Barcelona goleó 3-0 al Liverpool con gritos de Suárez y  Messi por duplicado. A continuación, las claves de la noche mágica del argentino que ya lleva 12 goles en la presente edición.

La falta de contundencia del Liverpool y el repliegue blaugrana

El conjunto inglés careció de efectividad de cara al gol. Si bien gozó de la posesión en varios momentos, le costó traducir tenencia en peligro. El orden blaugrana para replegarse y juntar líneas fue fundamental. Además, los cierres de Lenglet cuando Salah se movió a la espalda de Alba fueron progresando con el correr de los minutos. Al principio dio la sensación que el egipcio se movía a su antojo  Así lo explico luego en zona mixta a Radio Montecarlo:

“Tuve que adaptarme a la distancia a la que tenía que mantener a Salah. No puedes dejarle espacio para que juegue el balón en profundidad pero al mismo tiempo debes estar lo suficientemente cerca como para entrarle en el momento apropiado”

Otro de los motivos de la victoria fue la frialdad absoluta que manejo Ter Stegen. El arquero alemán brindo tranquilidad y respondió a cada una de las situaciones creadas por la visita.

Suárez, oportunista

El uruguayo dejó atrás la mala racha en Champions y convirtió su primer gol en la presente edición. Recibió una excepcional asistencia de Alba tras un movimiento de desmarque fulminante y madrugó a Alisson. Tal como se ve en la imagen, el delantero con un movimiento despista a  Matip y Van Dijk. Fabinho se encuentra pendiente de Messi. Cabe destacar que la jugada se inició con un cambio de orientación de Vidal para salir del ahogo de la presión de los Reds.

Sin título

Vidal, incansable

El chileno fue un bastión de la recuperación y sacrificio. Jugó al máximo nivel que requería el partido y supo sobreponerse a la presión que ejercía el rival. Los cambios de frente precisos le dieron sentido al juego. Demostró ser un todoterreno, box to box, también en estos tipos de cotejos de alta exigencia.

Messi: liderazo y carácter

Lio tuvo otra noche soñada de Champions y fue una vez más determinante para la victoria del Barcelona. Sus palabras para motivar a sus compañeros tras los movimientos pre competitivos y su impronta dentro del campo de juego fueron el sello distintivo del equipo. Sus dos goles en momentos claves fueron un golpe certero para las aspiraciones del Liverpool. En el primero supo aprovechar un rebote en el travesaño e hizo su gol más fácil, en el segundo bañó al balón de su zurda talentosa para ejecutar un tiro libre perfecto al ángulo superior derecho del arquero Alisson.

Con su doblete Messi llegó a 600 goles con la camiseta del Barcelona en 683 partidos. Fueron 417 goles en Liga, 50 goles en Copa, 13 en la Supercopa española, 112 en Champions, 5 en el Mundial de Clubes y 3 por la Supercopa de Europa.

Los cambios de Valverde

Al minuto 61, el técnico de Barcelona apeló a un cambio de sistema. Sacó al intermitente Coutinho y dio ingreso a Semedo para pasar a jugar 4-4-2  con el objetivo de contener a Mané. Sergi Roberto se incorporó a la zona del mediocampo. Ya sobre el final ingresaron Dembelé por Suárez y Aleñá por Sergi. El francés pudo sentenciar la eliminatoria , pero falló una situación increíble

 

Estándar
Champions League

Messi United

15551686249432

Messi estuvo imparable en el Camp Nou Foto. AFP | ATLAS

El 10 del Barcelona fue determinante en la victoria del Barcelona 3-0 ante el Manchester.

Mucho se especulaba con la postura que tomaría el United durante los primeros minutos. En Old Trafford fue conservador, en el Camp Nou salió más ambicioso a buscar el resultado de entrada. A los 30 segundos la visita tuvo la primera chance de gol. Una buena jugada colectiva culminó con un remate de Rashford al travesaño. Primer aviso y llamada de atención.

El conjunto de Solskjaer aprovechó los espacios que cedìan los blaugranas. Pogba encontraba huecos por donde maniobrar y se hacìa eje de los avances . El partido de los Diablos Rojos en Paris estaba más presente que nunca. El desconcierto continuaba en el equipo culé. La cara de Valverde expresaba confusión.

A los 10 el árbitro sancionó penal a favor del Barcelona tras una supuesta falta sobre Rakitic. Luego de apoyarse en el VAR anuló la decisión. Sin embargo, cinco minutos después apareció Messi en todo su esplendor. Rakitic ejerció presión sobre Young, Lio tomò el balón, le tirò un caño a Fred y la ubicó lejos del alcance de De Gea. El estadio se vino abajo coreando “Messi, Messi”.

El gol fue una inyección anímica para los dueños de casa y un golpe duro para el United. Messi volvió a convertir esta vez de derecha con la complicidad de De Gea. Un mazazo para las aspiraciones del equipo inglés. La sentencia, o como dijo el técnico noruego, “Game over”.

En el complemento ya apoyado en la tranquilidad del resultado, Barcelona se desenvolvió con naturalidad. Toques, lujos y un golazo de Coutinho con su sello característico determinó el pasaje a la semifinal.

Un dato Messi ya acumula 10 goles en lo que va de la Champions y firmó 24 contra equipos ingleses distribuidos de esta manera: Arsenal (9), Manchester City (6), Manchester United (4), Chelsea (3) y Tottenham (2), descomunal.

Estándar
Champions League

Barcelona da el golpe en Old Trafford

image5cae607b90a2c

La acción del gol. Cabezazo de Suárez, desvió en Shaw y adentro. Foto AP

Barcelona venció 0-1 al Manchester United en Old Trafford y definirá su pase a semis en el Camp Nou.

Barcelona tuvo la tenencia del balón moviéndolo de un lado a otro en búsqueda de espacios.El gol fue un concierto de toques que culminó con un centro de Messi y un cabezazo de Suárez que se desvió en Shaw. Manchester United con un 5-3-2 estaba contenido a la espera de algún contragolpe. En la primera parte los Diablos Rojos no inquietaron demasiado, otro fue en el complemento.

Lo que sucedió ante Roma la temporada pasada deberá ser una toma de conciencia para planificar la vuelta en casa para los culé. Nada está resuelto. Incluso para el técnico blaugrana es un estimulo y un aprendizaje. El primer paso fue positivo.

El partido de visitante fue bien planteado por Valverde. Fuera de casa ,en estas instancias, al Barcelona se le estaba haciendo cuesta arriba. De hecho, cuando en el segundo tiempo el United presionaba e incomodaba, el Txingurri apeló a un cambio de sistema. Ingresaron Vidal y Sergi Roberto al mediocampo pasando del 4-3-3 a un 4-4-2 con Messi y Luis en punta.

A los dirigidos por Olé Gunnar Solksjaer les faltó estar más resolutivos en los metros finales. Les costó concluir las aproximaciones al arco de Ter Stegen en parte por la solidez demostrada por la defensa rival teniendo a Piqué como estandarte y gran figura del encuentro.

Un dato. El antecedente inmediato a este partido había sido las dos finales de Champions League de 2009 y 2011 que coronó al Barca como campeón.

Estándar
Champions League, Sin categoría

Los 8 mejores

2588918_w1

La Orejona y el camino a Madrid. Getty images

Aquí están estos son los ocho mejores equipos de la Champions League. Ajax, Barcelona, Juventus, Manchester City, United, Porto, Liverpool y Tottenham sueñan por conseguir la Orejona. El viernes se celebrará el sorteo de cuartos y el de semis. A continuación, un repaso de lo que fue la última jornada de los equipos clasificados.

Eliminación a pedido

Un imperial De Jong jugando como en el patio de su casa anduvo por el Bernabéu causando estragos. El futuro jugador del Barcelona demostró su notable calidad para manejar los hilos del Ajax. Los holandeses propinaron un contundente 4-1 a los merengues provocando la eliminación del Real Madrid y días después la destitución de Solari. Zidane fue nuevamente elegido como director técnico de la casa blanca.

“Aplicamos nuestro plan. Defendimos muy bien, presionamos arriba, conseguimos mantener la posesión porque queríamos molestar al Madrid en su juego. La posesión fue muy buena. Tras el descanso sabíamos que teníamos que mantener el balón. Estoy muy satisfecho. Muy feliz por el Ajax y por el fútbol holandés”, manifestó el técnico Erik Ten Hag

Final de película

El Porto superó a la Roma 3-1 en la prórroga gracias al VAR. En los 90 reglamentarios el encuentro había terminó 2-1 a favor de los portugueses con el aporte de  Tiquinho Soares  y Moussa Marega. Daniele de Rossi  había estampado la igualdad a los 37 minutos.

En el tiempo extra el árbitro apoyado en el VAR sancionó un penal clave para que Alex Telles lo cambie por gol. De esta manera, el Porto volverá a estar presente entre los ocho mejores algo que no sucedía desde la temporada 2014-15.

Sin sobresaltos

Tottenham derrotó al Dortumund tanto en la ida como en la vuelta. En su casa fue victoria holgada por 3-0 y en Alemania se impuso por la mínima con el solitario grito de Harry Kane.

“Hemos perdido 1-0 esta noche, pero la derrota por 3-0 en casa en el partido de ida creo que fue muy abultada. Tras ese encuentro iba a ser muy difícil”, argumentó Favre, entrenador del Dortmund, quien lamentó las oportunidades desperdiciadas durante la primera mitad

Siempre la misma situación

El PSG volvió a quedarse con las manos vacías. Luego de imponerse en Old Trafford por 0-2 sin Cavani, ni Neymar y lograr una ventaja importante, falló en su casa.

El United revirtió la situación con dos goles de Lukaku y uno de Rashford de penal. Para el elenco parisino Bernat había igualado circunstancialmente el cotejo. La plata no compra la felicidad Nasser Al-Khelaïfi

El demoledor

Cristiano Ronaldo dejó out al Atlético Madrid con su hat trick. Nuevamente CR7 fue determinante ante un conjunto desconocido , con poca lucidez que desaprovechó la ventaja conseguida en el Wanda. Los de Simeone no pudieron aguantar la omnipresencia del portugués que continúa siendo su máxima pesadilla. Ronaldo además igualó a Messi con 8 tripletes en Champions League.

Abuso

Manchester City goleó al Schalke en su casa 7-0 (global de 10-2 ) con tantos de Agüero en dos ocasiones, Sané, Sterling, Silva, Foden y Gabriel Jesús. Fue un verdadero concierto el brindado por la máquina de Pep ante un equipo alemán que está más pendiente de no descender de categoría

“Estuvimos increíblemente bien, jugamos rápido, tuvimos buena dinámica, transiciones, anotamos siete goles en total”, dijo Pep al término de la goleada

Lyon Messi

El 10 del Barcelona tuvo una actuación estelar. Convirtió dos goles y asistió en otros dos en la victoria 5-1 contra el conjunto francés.

Lio abrió la cuenta de penal con una ejecución a lo Panenka, Coutinho aumentó la diferencia al combinar con Suárez y cuando parecía todo controlado llegó el tanto de Tousart a los 58 minutos. Un gol que complicó el panorama.

Barcelona parecía dormido hasta que un jugadón del argentino puso las cosas en calma 3-1 . Por obra y gracia de Messi llegaron dos asistencias de lujo para que Piqué y Dembelé sentencien la eliminatoria rumbo a los cuartos de final.

Mané encendido

El Liverpool de Klopp dejó afuera al Bayern Munich en Alemania al imponerse 3-1 con un doblete de Sadio Mané. En Anfield el partido había terminado igualado sin goles.

El senegalés fue el autor de la apertura del marcador y del cierre de la gesta. Matip en contra le había dado la paridad a los locales, pero Van Dijk de cabeza adelantó nuevamente a los reds. El Liverpool es un equipo conectado a 220 con mucho vértigo que a la contra puede dañar. En la Premier pelea codo a codo con el City y en la Champions va en búsqueda de una nueva final.

“En los momentos en los que jugamos al fútbol, inmediatamente destruimos la organización del Bayern. Es absolutamente merecido”, deslizó Jürgen Klopp

Estándar
Champions League

Cero rotundo

img_ppunti_20190219-232155_imagenes_md_propias_ppunti_190219olfcb0315-kWxF-U46590314356nM-980x554@MundoDeportivo-Web

El Pistolero sigue con la pólvora mojada en Europa en condición de visitante. Foto Pere Puntí – Pere Puntí

Lyon y Barcelona no se sacaron ventaja en la ida de los octavos de final de la Champions League. La vuelta será en el Camp Nou el 13 de marzo

Barcelona gozó de la pelota y de oportunidades, pero no tuvo la contundencia ni profundidad necesaria para salir con ventaja de Francia. La presión ejercida en el mediocampo del local decantó en chances de gol además de explotar el espacio a las espaldas de los volantes centrales Ndombele y Aouar. Messi vio oportunidad en esa zona, sin embargo, Barcelona careció de efectividad en el último tramo. A Lio se lo vio errático y hasta molesto

El conjunto de Valverde tuvo al menos 25 ocasiones según estadísticas de Opta. Si bien es cierto que pudo llevarse el duelo, los partidos de visitante en instancias decisivas están pesando cada vez más. En la pasada temporada en octavos empató con Chelsea 1-1 y luego se pudo sobreponer de local. Luego en cuartos llegó la derrota inesperada ante la Roma. En la 2016-17 se encuentra la humillante caída ante PSG por 4-0 y la remontada absoluta, para luego volver a tropezar de visitante ante la Juventus por 3-0.

Además, Suárez sigue sin marcar de visitante y ya suma 16 partidos sin grito sagrado en Europa. Una estadística que preocupa. Con respecto a Lucho, Valverde manifestó :”No me preocupa, lo haría si no tuviera acciones de gol que es lo que se le pide a un delantero. Si no tiene oportunidades las genera para los compañeros, es temible para el rival. Se estará reservando… El fútbol es una cuestión de acierto. Los delanteros tienen rachas y lo mejor es que tenga ocasiones”

“Lo hemos intentado de todas las maneras posibles, hemos hecho cantidad de llegadas y hemos conseguido muy poco. El fútbol es una cuestión de juego, que lo hemos tenido, y también acierto, que no. Aunque lo hemos buscado. Generalmente acertamos en un porcentaje alto, pero hoy no ha podido ser. La eliminatoria está en el aire, todavía por decidir. Intentaremos remontar con nuestra gente en el Camp Nou”, agregó

Estándar
Champions League

Barcelona cierra la fase de grupos invicto

1071850780_20181211224817575-kZ0B-U453521750707CeF-980x554@MundoDeportivo-Web

El Mosquito volvió a decir presente y aplaudió al público que lo ovacionó al ser sustituido. Foto (Alex Caparros – Alex Caparros / Getty)

El conjunto de Valverde clasificó primero del grupo B tras igualar en un tanto ante el Tottenham. Dembelé abrió la cuenta con un golazo y lo empató Lucas Moura a tres del final.

Barcelona culminó invicto con un saldo de cuatro victorias y dos empates. Convirtió 14 goles a favor y recibió cinco. Messi es el máximo artillero con 6. Además, el equipo blaugrana suma 29 encuentros sin caídas como local en Liga de campeones igualando la racha de Bayern Munich.

En el último cotejo ante los conducidos por Pochettino, Dembelé volvió a demostrar su talento marcando un golazo tras una corrida memorable que finalizó con amague y gol. El francés que volvió a llegar tarde a los entrenamientos pidió disculpas a sus compañeros y se redimió con un gran tanto.

Por otra parte, Carles Aleñá y Juan Miranda tuvieron su bautismo de fuego en Champions. El interior derecho tuvo buena conexión con Dembelé y junto a Semedo fueron de los jugadores que más pases le dieron al extremo galo.

Estándar